sábado, 24 de enero de 2009

Buenos días

Como cualquier otro día abrimos los ojos. Miramos…observamos el mismo escenario de siempre. Volvemos a levantarnos sin preguntarnos el porqué. Y rutinariamente afrontamos una nueva puesta en escena, como si fuera la cosa más normal del mundo. Vivimos automatizados por las tareas que nos esperan y guardamos nuestros sueños en el cajón de futuro. Mientras tanto, la vida sigue, irrefrenable, como una noria que, a paso lento, no cesa su interminable corsa.

¿Qué es lo que nos motiva a ponernos de pie cada mañana? ¿Qué es lo que nuestra mente imperturbablemente acepta como escusa válida para afrontarse una y otra vez? ¿Qué es lo que nos dice nuestro subconsciente en ese exacto sempiterno momento? ¿Acaso nos preguntamos por qué cada mañana vale la pena levantarnos? Quizás sólo apreciamos el significado de la vida cuando vemos alguien morir. O quizás simplemente ya no sabemos qué hacer para darle significado, porque ya nada es lo suficientemente importante.

A partir de ahora quiero vivirla sin miedos, sin limitaciones, dejando que mis sueños fluyan y se realicen. Quiero mirar la vida de frente y conocerla por lo que es. Finalmente, conocerla, amarla, por lo que es. Y después… guardarla. Siempre los años compartidos…siempre los años…siempre el amor… siempre las horas...

The Hours

2 comentarios:

Blumun dijo...

Hasta una noria tiene sus emociones, unas veces estás en lo más alto, tienes todo a tus pies, ves el paisaje precioso e infinito, otras veces estás en lo más bajo y sientes que se te viene todo encima pero vuelves a remontar lentamente, eso una y otra vez. La tentación de saltar a tierra firme es grande, es mejor no hacerlo, te desorientas y pierdes el norte. Disfrutemos de las pequeñas cosas, de los breves momentos felices, cada vuelta puede ser la última.
Por supuesto que la vida tiene el ritmo monótono y aburrido de una noria. ¡Más nos vale!

grass dijo...

Yo sé lo que me motiva cada mañana a levantarme, lamento que por tu parte no sé si será lo mismo, ojalá fuera así.